El mismo refresco tiene más naranja en Italia que en España

¿Coca-Cola con azúcar o con jarabe de maíz? Depende de dónde se tome. La Comisión Europea ha  publicado un estudio comparativo a partir de 1.380 muestras de 128 alimentos en 19 Estados miembros, y concluyó que un tercio de los productos analizados tiene una presentación igual o similar pero una composición distinta en función del país. Añade que estas diferencias “no tienen que ser traducidas en diferentes niveles de calidad alimentaria”, como denuncian desde hace tiempo varios países del Este.

Los consumidores de Hungría, República Checa o Eslovaquia llevan años quejándose de que los productos que venden ahí las grandes empresas son de peor calidad que en el Oeste de Europa. Las autoridades locales decidieron comprobarlo y encargaron varios análisis que confirmaron la sospecha: artículos en apariencia idénticos no eran los mismos que se vendían en otros países. Había desde pizzas con menos queso a jamón con menor cantidad de cerdo.

El informe que ha publicado la CE, llevado a cabo por el Centro Común de Investigación, tampoco zanja el debate, sino lo amplía. Realizado entre noviembre y diciembre de 2018, refleja que las diferencias encontradas no siguen ningún “patrón geográfico coherente”, es decir,  la desigualdad no se reduce a una simple brecha entre Este y Oeste. Por otro lado, evidencia que el 9% de los artículos estudiados presentaba, en el momento del análisis, composiciones distintas pero igual información en la parte frontal del envase, mientras que un 22% tenía composición diferente y presentación similar. Asimismo, el 23% de las muestras resultó idéntica en todos los Estados miembros, y en un 27% de los casos la diferencia en la composición se recogía en el frontal del envase.

No solo hay distintas recetas según el país; también varían las cantidades de los ingredientes. Por ejemplo, el yogur de fresa de la marca Clever analizado en el estudio contiene fruta en las versiones checa y eslovaca, mientras en Bulgaria tiene colorantes y saborizantes; el refresco sabor naranja Freeway de Lidl tiene un porcentaje de zumo a base de concentrado más elevado en Italia (20%) que en Alemania (3%) o España (8%), lo que la empresa justifica con diferentes requisitos normativos locales.

    Leave a Comment

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.