IMPULSO A LA ADAPTACIÓN AL CAMBIO CLIMÁTICO

La Comisión
acoge con satisfacción el sólido compromiso de la UE para impulsar la ayuda a
los países en desarrollo para la adaptación al cambio climático

Bruselas, 10 de noviembre de 2015
La
Comisión Europea acoge con satisfacción el compromiso de la Unión Europea de
aumentar la financiación pública para las cuestiones climáticas en los próximos
años, confirmado por la reunión de ministros de los Estados miembros de la UE
en el Consejo de Asuntos Económicos y Financieros (ECOFIN).
La
UE y sus Estados miembros aportaron 14 500 millones de euros en 2014 para
ayudar a los países más pobres y vulnerables a reducir las emisiones de gases
de efecto invernadero y adaptarse a las consecuencias del cambio climático.
Esto supone un considerable aumento que pone de manifiesto la determinación de
Europa de aportar su justa contribución al objetivo de 100 000 millones de
dólares fijado en 2009 para los flujos anuales de financiación de los países
desarrollados a los países en desarrollo de aquí a 2020. La Comisión Europea ha
desempeñado un papel de coordinación central en el proceso y sigue siendo uno
de los principales donantes a través de sus fondos de desarrollo internacional.
En el período 2014-2020, al menos un 20 % del presupuesto de la UE se
destinará a la acción por el clima.
Pierre
Moscovici
,
comisario de Asuntos Económicos y Financieros, Fiscalidad y Aduanas, ha
declarado: «La UE ha
confirmado hoy su posición como líder mundial en la lucha contra el cambio
climático. Antes de la cita crucial que supone la COP 21, estamos aportando un
importante apoyo financiero a los países en desarrollo, y seguiremos
haciéndolo. También hemos establecido hoy unos principios claros para maximizar
la eficacia de la financiación del cambio climático: todos pagan su cuota, en
función de la evolución de sus capacidades; lograr la plena participación del
sector privado, garantizando entornos propicios; y el envío de fondos a los
países más vulnerables.»

Miguel
Arias Cañete
,
comisario de Acción por el Clima y Energía, afirmó: «Pocas semanas antes de la COP 21 de París, las noticias
de hoy son muy alentadoras. Y el mensaje es muy claro: la UE está dispuesta a
proseguir con su papel de mayor donante mundial de financiación para el clima,
y nos hemos comprometido a aumentar nuestro apoyo. Tal como ha puesto de
manifiesto muy recientemente el informe de la OCDE, el mundo va por buen camino
para alcanzar el objetivo de 100 000 millones de dólares. Esto nos sitúa en
buenas condiciones para las últimas semanas de intenso compromiso político con
el fin de sellar un pacto ambicioso en París. Ahora es el momento de plasmar la
voluntad política que hemos visto recientemente en resultados de negociaciones
concretas».

Previamente
a las negociaciones internacionales sobre el cambio climático en París a
finales de este mes, la Comisión también acoge con satisfacción el compromiso
de los ministros de finanzas de seguir proporcionando financiación pública a los
más pobres, vulnerables y necesitados después de 2020, cuando está previsto que
entre en vigor un nuevo acuerdo mundial sobre el cambio climático.
La
Comisión también apoya la convocatoria de las negociaciones de París para
enviar una señal clara al sector privado a fin de que reoriente los flujos
financieros hacia las inversiones de bajas emisiones y resilientes al cambio
climático. La financiación del cambio climático debe basarse en entornos
facilitadores, tales como planes nacionales de desarrollo adecuados,
estrategias sobre el clima, políticas, instrumentos, mecanismos y marcos
reguladores destinados a facilitar la participación del sector privado.
En
las conclusiones del Consejo, los ministros destacan la necesidad de aumentar
las inversiones en un desarrollo con bajas emisiones y resiliente al cambio
climático, la necesidad de suprimir progresivamente las inversiones en sectores
con alto contenido en carbono, y la importancia de la tarificación de las
emisiones de carbono, lo que puede lograrse a través de diversos instrumentos
tales como la normativa, el comercio de derechos de emisión y los impuestos
sobre el carbono.
La
Comisión y el Consejo ECOFIN acogen con satisfacción el reciente informe de la
Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) y la Iniciativa
Política sobre el Clima (IPC), que pone de manifiesto que los países
desarrollados han realizado progresos sustanciales en cuanto a la financiación
del aspecto climático. Según el informe de la OCDE, los países desarrollados
movilizaron un total de 62 000 millones de dólares para el clima en 2014, y 52
000 millones de dólares en 2013. No obstante, se necesitarán más esfuerzos para
que los países desarrollados logren cumplir conjuntamente su compromiso de 100
000 millones de dólares al año para 2020.
Antecedentes
La
UE es líder en la lucha contra el cambio climático. La UE y sus Estados
miembros han aportado más de la mitad del total de la financiación para la
lucha contra el cambio climático desde que se adoptó el compromiso de 100 000
millones de dólares en la Conferencia sobre el Clima de Copenhague de 2009. Los
instrumentos de financiación de los sectores público y privado de la UE han
contribuido a generar una inversión de 25 000 millones de euros en
proyectos de lucha contra el cambio climático en los países en desarrollo entre
2007 y 2013. En los próximos años, el aumento de la financiación de la UE a
través de estos instrumentos de financiación combinada podría suponer unos
50 000 millones de euros en inversiones de aquí a 2020.
Más
información

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.