Más colmenas y apicultores gracias a las ayudas de la UE

El número de colmenas y apicultores de la UE se ha incrementado a lo largo de los años, lo que se ha traducido en un aumento de la producción de miel de la UE cifrado en el 16 % entre 2014 y 2018. Esta es una de las principales conclusiones del informe sobre la aplicación de los programas apícolas de la UE, publicado por la CE.

El comisario de Agricultura J. Wojciechowski ha declarado lo siguiente: «El sector apícola es fundamental para la agricultura y la biodiversidad en general. Debemos alentar a los apicultores de toda la UE, por lo que suscribo plenamente el aumento de la financiación de la UE para el próximo programa apícola de tres años de 120 a 180 millones de euros, en el marco de la propuesta de la CE sobre el próximo presupuesto agrícola».

El informe ofrece una visión general del sector y de la aplicación de las medidas de ayuda con cargo a los programas apícolas de la UE. Con 17,5 millones de colmenas en la UE, mantenidas por 650.000 apicultores, la UE produjo 280.000 toneladas de miel en 2018. La apicultura se practica en todos los Estados miembros y la UE es el segundo mayor productor de miel del mundo.

La UE cofinancia programas apícolas que se formulan a nivel nacional en cooperación con el sector, con el objeto de mejorar las condiciones de la apicultura y la comercialización de sus productos. Los programas tienen una duración de tres años y, durante el período 2017-2019, se puso a disposición una contribución anual de la UE de 36 millones de euros, que se duplica con fondos nacionales. En el período 2020-2022, la contribución anual de la UE ha aumentado de 36 millones a 40 millones de euros. El presupuesto asignado a cada Estado miembro se basa en el número de colmenas notificadas a la UE.

En 2018, entre las ocho medidas subvencionables con cargo a los programas apícolas, las que recibieron mayor financiación, con casi el 60 %, fueron la asistencia técnica (por ejemplo, formación, ayudas a la adquisición de equipos técnicos, ayudas a los jóvenes apicultores) y la lucha contra las invasores de colmenas. La repoblación de colmenas y las ayudas a la gestión del traslado de colmenas durante el período de floración representaron más del 30 % del presupuesto combinado. Otras medidas se destinaron a la investigación aplicada, los análisis de productos apícolas, la mejora de los productos y el seguimiento del mercado.

En lo relativo a las propuestas de la PAC posterior a 2020, la CE ha propuesto incluir los programas apícolas en los planes estratégicos de la política agrícola común. Estos planes, formulados a nivel nacional, establecen el modo en que cada Estado miembro tiene previsto cumplir los objetivos de la PAC. Esto aumentará la visibilidad del sector apícola, garantizando al mismo tiempo su contribución a los objetivos generales de la PAC, incluida la acción por el clima.

    Leave a Comment

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.