Nuevo estudio sobre medidas de bajo consumo energético

La
Comisión Europea

ha publicado un
estudio en el que se analiza cómo las medidas de bajo consumo
energético pueden ayudar a los hogares con pocos recursos.
Como
consecuencia de los altos precios de la energía, los bajos ingresos o las malas
condiciones de vivienda, muchos europeos tienen dificultades para pagar sus
facturas.
Una
manera de abordar el problema de la pobreza energética es promover el uso de
medidas de eficiencia. Éstas
pueden incluir un mayor uso de dispositivos de ahorro de energía y agua y un
mejor aislamiento del edificio, así como consejos sobre cómo ser más eficientes
energéticamente a diario. Las medidas no reemplazan a otras formas más caras de
mejora de la eficiencia energética, como las renovaciones de edificios, pero
pueden ser muy eficaces por sí solas.
El
estudio analiza 24 planes de diferentes países que están ayudando a las
personas de bajos ingresos a hacer uso de medidas de eficiencia energética y
sugiere una serie de recomendaciones de buenas prácticas. Por ejemplo, estos
planes establecen que funcionan mejor si se involucra a los servicios locales
de salud y sociales, y es importante asegurarse que las personas con bajos
ingresos entienden que ser más eficientes energéticamente puede ayudarles de
manera práctica. El estudio también considera los beneficios más amplios de
estos planes, tales como las oportunidades que ofrecen para que los
desempleados aprendan nuevas técnicas.

Además, el estudio contiene información sobre los fondos de la UE que
apoyan la promoción de medidas de eficiencia energética. Estos incluyen el Fondo Europeo de
Desarrollo Regional
, el Fondo de
Cohesión
y el Fondo Social Europeo, así como Horizonte 2020, el programa de financiación de la investigación y la innovación de la
UE.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.